Etiquetas

,

Con la masiva implantación de los teléfonos móviles en nuestra vida, las cabinas telefónicas han pasado a convertirse en casi una reliquia. La ciudad de Nueva York ha puesto en marcha un programa piloto para darles una nueva vida. Se trata de la instalación de sistemas Wi-Fi aprovechando las ya obsoletas cabinas como soporte.

Inicialmente son diez los puntos de acceso y están abiertos al público para acceder de forma gratuita. Actualmente, el servicio no cuenta con publicidad pero no se descarta en un futuro próximo.

Los puntos de acceso han sido equipados con antenas de “grado militar”, con un alcance superior a 90 metros. La instalación tiene un coste de 2.000 dólares y corre a cargo de la empresa Van Wagner Communications, que gestiona la mayor parte de los teléfonos públicos de la ciudad. El plan contempla difundir el servicio a más de 13.000 teléfonos repartidos por los cinco distritos.

Nueva York cuenta ya con numerosas de opciones de acceso gratuito a Internet. La compañía AT & t está instalando puntos de acceso en muchos parques de la ciudad.

Estos son los 10 puntos de acceso instalados sobre cabinas hasta la fecha:

Manhattan

Brooklyn

Queens

Imagen: Rachel Sterne