Etiquetas

,

Desde el pasado mes de Abril, el Waldorf-Astoria, uno de los hoteles con mayor historia de Nueva York, aloja a unos huéspedes muy especiales.

Se trata de 45.000 abejas instaladas en la azotea del hotel. La miel producida por las mismas será incorporada a los postres y bebidas servidas en el restaurante.

De momento, se han instalaron seis colmenas sobre el tejado, una con 20.000 abejas, y el resto con 5.000 cada una. Se espera que comiencen a producir miel a mediados de verano. Para agosto, se espera incrementar el número de abejas hasta las 300.000.

Los panales son visibles desde algunas habitaciones y los huéspedes tienen la oportunidad de visitarlas. El hotel ha organizado un concurso para que el público pueda bautizar a estas inquilinas tan especiales.